viernes, 11 de julio de 2008

A/A CULEX PIPIENS (O MOSQUITO COMÚN)

Estimadas mosquitas,


me pongo en contacto con ustedes para comunicarles que ha llegado a mi conocimiento, a traves de los documentales de "La 2", que son ustedes las que en las calurosas noches de verano se dedican a picarnos para alimentar a su prole mientras sus maridos se dedican a la vida contemplativa. Dejando a un lado la cuestión sexista (aunque no estoy nada de acuerdo con su sumisión) mi pregunta es la siguiente ¿no podrían hacer menos ruido a la hora de ir a cenar?. Yo estoy dispuesta a compartir mi sangre, tengo mucha y no me importa donarles parte de ella si así contribuyo a una buena causa, pero lo que sí les rogaría es que no me despertaran. No entiendo bien porque tienen que hacer un vuelo rasante alrededor de mis oidos antes de aterrizar (¡zuuuuummmmm!) ¿qué finalidad tiene?, eso, lo único que provoca es mi cabreo con el consiguiente manotazo y el más que probable accidente aereo con victimas mortales. Ya que vamos a ser vecinos durante la estación estival me gustaría proponerles un acuerdo : ustedes hacen su botellón pero no lleven las alas recitificadas y así todos en paz ¿les parece?; otra cosa que me gustaría comentarles es ¿podrían limpiarse la boca antes de comer? es que después nos queda un picor insoportable que no ayuda nada a que mejoren las malogradas relaciones mosquito-hombre/hombre-mosquito.
Les rogaría se pusieran en contacto conmigo a la mayor brevedad posible a fin de poder llegar a una conformidad.

Sin otro particular, reciban un cordial saludo,

La Pequeña Candi.


A los demás un besito y hasta dentro de unos días.

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Muy buena la carta a los mosquitos pero he de confesar que mis relaciones con ellos no son tan cordiales, sobre todo por cierta alergia a una variante que me pone los brazos y piernas como la cosa de los 4 fantásticos.
Por cierto Has oido una canción de Iggy pop que se llama Candy? a mi me encanta asi que te la recomiendo
Un saludo Carolina

Anita dijo...

Si hay recogida de firmas con DNI y todo, ahí va la mía. Y si es verdad eso de que pican más cuanto más dulce es la sangre, la mia debe ser batido de fresa...jejje.

Te enlazo en mi blog, con permiso. besotes

Anab dijo...

Muy bueno. Hazles el requerimiento por burofax para que quede constancia, se lo mandas con acuse de recibo, y si no te hacen caso, una acción de desahucio por actividades molestas ¡hala!.
Besos

la pequeña candi dijo...

¡Hola a todas!
Bienvenida Carolina! Me encanta verte por aqui! Espero verte más veces y que de paso, como Lupe y Andrés, hagas algún comentario, agrada que tus cositas le gusten a la gente... Por cierto, me estoy descargando la canción que me has recomendado, ya te contaré.
-----------------------------------
Anita ¡Hola otra vez! Encantada de que me agregues en tu blog, yo, ahora mismo, pondré un enlace al tuyo para que más gente pueda conocer tus historias ¡Me gustan!
-----------------------------------Anabel Guapa! ¿Has visto como me voy soltando con esto de las cartas formales y todo esto? Estoy entrenando para dentro de un añito y pico, cuando ya no sea sólo un entretenimiento. Y sí, si siguen dándome las noches que me dan las meto en el Juzgado ¿Has pensado hacer tu lo mismo con las dos pequeñas "pillas" que tienes en casa?
-----------------------------------
Me alegro de que os haya gustado... los cabrones de los mosquitos me ponen "jibaita" por las noches, pero bueno, me lo tomo con humor... ¿qué remedio?
Un beso grande a todas

velvetinna dijo...

No te había comentado en esta entrada aún. Tengo que decirte que el día que la leí me reí un montón, además pienso que es buenísima, si la arreglas un poco la puedes mandar a algún monologuista sin problemas. Yo opino igual, no me importa que me piquen pero odio el ruido que hacen los muy capullos. Lo que es más grave es que a veces revolotean al rededor pero nunca me pican, y es que debo tener la sangre un poco saboría, ¡que exquisitos son! Digo yo que, en esos momentos, siguiendo con el tono de la misiva, estarán echando un ojo al menú y si no les convence se marchan a otro "restaurante", en este caso a mis hermanos, que deben ser más apetecibles.

la pequeña candi dijo...

Hola Begoña!
Pues sí ¡son unos cabrones! Y creo que a todo el mundo nos molesta más el zumbido de sus alas que el picotazo en sí...
Lo escribí después de una noche de angustia y desesperación ¿porque nos hacen esto?
Ah! Y me encanta que os riais con mis tonterías.
¡Un besazo guapa!

Template by:
Free Blog Templates